San Antonio de Arredondo: la Justicia podría fallar a favor del ambiente

El amparo ambiental planteado por ADARSA ONG (Asociación de Amigos del Rio San Antonio), respecto al proyecto inmobiliario “Gran Dorado”, ha ingresado a fallo en la Cámara Civil y Comercial de 9na Nominación de la ciudad de Córdoba.

San Antonio de Arredondo: la Justicia podría fallar a favor del ambiente. Fuente: Facebook Juan Adarsa

En mayo de 2017, la jueza de Segunda Nominación de Villa Carlos Paz, Viviana Rodriguez, admitió el recurso de amparo ambiental presentado por Adarsa contra la empresa GAMA, la Municipalidad de San Antonio de Arredondo y la Provincia en 2013.

De esa manera, la empresa no pudo construir el emprendimiento inmobiliario El Gran Dorado III. Pero quedó vigente la posibilidad de apelar el fallo.

En ese momento, la jueza Rodriguez ordenó a la empresa a “recomponer el daño ambiental producido por el desmonte llevado adelante en el predio, en un plazo de 180 días a partir de que quede firme la presente resolución, previo relevamiento del daño que deberá realizarse en conjunto con la Secretaría de Ambiente y de Bosques de la Provincia de Córdoba”.

En un comienzo, el argumento de Adarsa para presentar el amparo ambiental se basaba en que el emprendimiento está en un área de reserva y según la ley nacional 26.631 de bosques nativos, en zona roja, en la cual no se puede realizar ninguna tipo de desmonte como realizó la empresa.

¿Cuáles son las novedades?

El amparo ambiental planteado por la ONG ha ingresado a fallo en la Cámara Civil y Comercial de 9na Nominación de la ciudad de Córdoba, que está a cargo de los vocales Dr. Jorge Eduardo ARRAMBIDE, Dra. Verónica Francisca MARTÍNEZ y Dra. María Mónica PUGA.

El recurso llegó a dicho organismo luego de que el Tribunal Superior de Córdoba (TSJ), anulara el anterior fallo de la Cámara de 8va nominación que denegaba los recursos de apelación planteados por la empresa Gama SA y el Gobierno de la Provincia de Córdoba.

Te puede interesar: “Dique Chico: ‘Jamás tendrán la comodidad de nuestro silencio'”

En relación al punto anterior, según explican desde la organización, el TSJ reenvió la causa a la Cámara en turno siguiente para dictar una nueva resolución sobre los recursos de apelación de la empresa y el gobierno provincial.

Ante estas novedades, desde Adarsa, se manifestaron en estado de alerta y expectantes por la resolución que pueda adoptar la Camara 9na luego de que la jueza de primera Instancia Viviana Rodríguez resolviera, de manera ejemplar, la aplicación de la legislación ambiental y de bosques nativos, por sobre los intereses económicos de un emprendimiento inmobiliario.

“Confiamos en que nuevamente la justicia actúe conforme a Derecho asegurando el Derecho-Deber a un ambiente sano, de las presentes y futuras generaciones, sentando un precedente jurídico que marque un hito en las luchas de las distintas organizaciones socioambiental”, concluye el comunicado del colectivo ambientalista.

Compartí la nota