Actualidad

Internación involuntaria: ¿Qué dice la Ley de Salud Mental?

A raíz de varios casos mediáticas como el de Chano, el de Felipe Pettinato y otro caso sobre el que declaró Rodríguez Larreta, se puso en tela de juicio a la normativa de Salud Mental. Pero, ¿qué plantea la ley? Conversamos con Jaschele Burijovich del Observatorio de Salud Mental y Derechos Humanos. En la agenda […]

🕒  6 minutos de lectura

 | 

A raíz de varios casos mediáticas como el de Chano, el de Felipe Pettinato y otro caso sobre el que declaró Rodríguez Larreta, se puso en tela de juicio a la normativa de Salud Mental. Pero, ¿qué plantea la ley? Conversamos con Jaschele Burijovich del Observatorio de Salud Mental y Derechos Humanos.

Foto: Agencia Paco Urondo y UnoEntreRíos.

En la agenda mediática, tomo potencia la temática de la internación involuntaria a través de la Ley de Salud Mental. Se trató de críticas efectuadas contra la normativa, pidiendo modificaciones, principalmente sobre el artículo 20 de la misma.

"La internación involuntaria de una persona debe concebirse como recurso terapéutico excepcional en caso de que no sean posibles los abordajes ambulatorios, y sólo podrá realizarse cuando a criterio del equipo de salud mediare situación de riesgo cierto e inminente para sí o para terceros", indica el mencionado artículo de la Ley de Salud Mental.

En particular, tres casos mediáticos pusieron el eje sobre la normativa. Por un lado, Marina Charpentier, madre de "Chano" Charpentier, en medio de la internación que sufre el cantante por su consumo problemático, señaló: "Es una ley que está hecha sin escuchar a las familias. Sobre todo el artículo 20 que dice que un adicto o enfermo mental tiene que dar su consentimiento para ser internado. Eso para mí es una injusticia, una estupidez y una falta de conocimiento terrible".

Por otra parte, Tamara Pettinato, realizó un pedido similar. Recordamos que se registró un incendio en el departamento de su hermano Felipe, en donde murió Melchor Rodrigo. "Es algo que se podría haber evitado si la Ley de Salud Mental fuera de otra manera y la familia de los enfermos psiquiátricos pudieran intervenir antes y no esperar a que pase algo y ahí recién te ayudan" apuntó.

Además, el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta indicó "la Ley claramente no funciona, no protege a nadie y nos pone a la deriva ante situaciones dramáticas como la que vivimos hoy”. Las declaraciones se debieron a un ataque contra una policía de CABA, por parte de un paciente psiquiátrico indigente.

Al respecto, conversamos con Jaschele Burijovich, vicedecana de la Facultad de Ciencias Sociales de la UNC y miembro del Observatorio de Salud Mental y Derechos Humanos, quien destacó que: "vemos como estratagemas de mala fe porque están mintiendo en relación en algunas situaciones acerca de la Ley. Algunos por desconocimiento y algunos porque tienen una intencionalidad".

Al respecto, resaltó que la Ley de Salud Mental es muy positiva, y lo que está fallando es la implementación de la misma: "no existen los equipos interdisciplinarios en los territorios, en los hospitales generales, en los centros de salud que puedan acompañar una vida digna de las personas con padecimiento psíquico. Entonces, la ley plantea este modelo comunitario, la multiplicidad de dispositivos que sustituyan a los manicomios, pero ha habido pocos avances y se está incumpliendo su implementación".

A su vez, afirmó que el principal problema es que, las personas que no están instruidas en la Ley de Salud Mental, "puede que terminen creyendo que la ley impide la internación involuntaria. Entonces, hay que esclarecer esto y poder dar vuelta este argumento que es totalmente falaz".

La otra crítica principal que se le hizo a la ley en el tratamiento mediático, fue señalar que salió a las apuradas, por ecritorio y sin consenso.

Jaschele, negó la afirmación: "La ley se discutió muchísimo. Nosotros por ejemplo en Córdoba, el movimiento de salud mentalista de Córdoba, en 2008, (la ley salió en 2010) creamos un grupo trabajando por la ley provincial pero iba en consonancia con lo que se discutía a nivel nacional e hicimos encuentros, armamos proyectos, lo sometimos a discusión. Lo mismo sucedió con la ley nacional. O sea, es un proyecto muy debatido con muchos organismos, entonces esa es otra mentira, además del tema de la internación involuntaria".

Por último, detalló que la normativa argentina de Salud Mental que "tiene estándares muy altos en términos de derechos humanos, de los más altos de la región. Por eso, es una ley de avanzada".

Un poco de historia para entender la Ley

"Nosotros hemos intentado por muchos años que el tema de la salud mental esté en la agenda pública y en la agenda de gobierno. Y ahora aparece en la agenda pública pero sobre todo con una mirada totalmente distorsionada de lo que dice la Ley de Salud Mental".

Jaschele Burijovich

El artículo de la Ley de Salud Mental que habla de la internación involuntaria no es casual. Está fundamentado en las condiciones en las que pasaban sus días los pacientes psiquiátricos en la situación anterior a que se sancione la normativa.

"Había situaciones de personas que a los 14, 15 años que habían tenido una situación, un exabrupto, depresión o algo, y lo diagnosticaban. Lo estigmatizaban con un diagnóstico y lo internaban en una institución psiquiátrica", explicó Jaschele.

A posterior, venía lo peor: "De ahí podían pasar 20 o 30 años y no se actualizaban los diagnósticos. Entonces, la persona permanecía durante todo ese tiempo en la institución, privada de la libertad. Cuando se avanza en la ley, tiene que ver con esto: con que la internación involuntaria implica la pérdida de libertad de las personas. Es delicado y básico proteger ese derecho".

Entonces, ¿puede realizarse una internación involuntaria bajó los parámetros de la Ley de Salud Mental? Si, pero hay que hacerlo a través del trabajo con un equipo interdisciplinario que lo decida, con una evaluación, dando aviso a la justicia y que sea en un marco de protección legal.

"No solamente está la situación que genera la decisión de la internación sino la privación de la libertad. No es arbitrario lo que indica la ley que posee una profunda perspectiva de derechos humanos. En la situación anterior a la ley, hubo muchísimas vidas arrasadas con las internaciones sin un control de tipo jurídico" concluyó Jaschele.

Al respecto y para conocer más detalles nos recomendó la lectura del informe Vidas Arrasadas del CELS, realizado en el año 2008, donde se documenta las violaciones a los derechos humanos que padecían las 25.000 personas que estaban asiladas en instituciones psiquiátricas argentinas en aquel momento. 

Según indica el informe, en la mayoría de los casos, las personas internadas eran “pacientes sociales”, que no contaban con alternativas para desarrollar su vida fuera de la institución, que permanecían asiladas por períodos prolongados, sin contar con asistencia médica, psiquiátrica, psicosocial o legal que podría haberlas ayudado a poner fin a su encierro.

"La segregación efectiva de las personas en las instituciones psiquiátricas argentinas contribuye a incrementar su discapacidad y viola los estándares internacionales de derechos humanos" apunta el documento e incluye el siguiente dato estadístico: "Más de un 80% de estas personas son encerradas durante más de un año, y muchas lo son de por vida".

Por último, consultamos a Jaschele sobre el Plan de Salud Mental presentado por el presidente Alberto Fernández y la ministra de Salud, Carla Vizzotti, el mes pasado.

"Es muy auspicioso. Creo que es la primera vez que un presidente de la Nación habla del tema de la salud mental, lo pone en su agenda de gobierno, destinan fondos específicos, abren planes de capacitación, lo toman también intersectorialmente, no solamente toman medidas específicamente en tema de la salud sino que hablando de viviendas. Nosotros siempre trabajamos en ir monitoreando las decisiones. Así que para nosotros es una gran noticia y esperemos que sea un avance efectivo" finalzó.

Ramiro Quintanilla

Dedicado a la redacción por la tarde en la cooperativa. Comunicador. Me interesa lo político, el ambiente, los pueblos originarios, la salud mental, la cultura y creo que antes de decir hay que aprender a preguntar, o no?
Ver más notas
Enterate acá
Enterate acá

Relacionado

Enterate acá

Más de lo último