Autorizaron al periodista detenido en Bolivia a viajar a la Argentina

La Cancillería informó anoche que fue informada sobre “el cese de la prisión preventiva del ciudadano argentino Facundo Molares”.

La Cancillería argentina anunció a través de un comunicado de prensa que Facundo Molares Schoenfeld fue autorizado a volver al país. El fotoperiodista había sido detenido en Bolivia en noviembre de 2019.

“La decisión fue tomada teniendo en cuenta el compromiso del gobierno del Estado Plurinacional de Bolivia de preservar la vida del ciudadano”, explicó el organismo que preside Felipe Solá.

El Tribunal Número 1 Penal de Sentencia de la ciudad de Montero autorizó que la prisión preventiva pueda ser sustituida por otras instancias. Además de atender su salud, Molares debería presentarse periódicamente ante el Consulado boliviano en Buenos Aires.

Te puede interesar: El músico Gustavo Cordera quedó sobreseído.

Según el Juzgado, la autorización para viajar a la Argentina “responde a que por la salud delicada de Molares están dadas las condiciones para reemplazar otras instancias que el propio Tribunal consideró”.

Una de las instancias fue “la detención domiciliaria en Santa Cruz, con autorización de salir a trabajar de 7 a 19”.

Por último, Cancillería explicó que esperan pueda “resolverse el caso de fondo” y que Argentina “continuará con los esfuerzos para asegurar el pleno respeto de los derechos que correspondan a Molares”.

El caso

Facundo Molares Schoenfeld viajó en 2019 a Bolivia para cubrir las elecciones. El joven debió internarse de urgencia por lo que durante el golpe de estado de Jeanine Yañez, debió quedarse en el país.

El gobierno de facto ordenó su detención mientras el periodista se encontraba internado. Lo acusan de pertenecer al grupo guerrillero Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Facundo recibió tratos crueles y degradantes durante las protestas de 2019. El 11 de octubre fue internado de urgencia por una insuficiencia renal en un hospital.

Hugo Molares, padre de Facundo, contó a Télam que su hijo fue internado como NN hasta que él pudo viajar y reconocerlo.

El periodista se encuentra en un estado de salud estable pero desmejorado. Además, el joven contrajo coronavirus en prisión por lo que debió ser internado en un hospital de La Paz.