Denuncian un asesinato a manos de la policía de La Rioja

El viernes pasado, Alejandro Bravo fue asesinado por la policía de La Rioja, cuando volvía de la casa de un amigo en la madrugada y fue agredido a golpes en la cabeza según arrojó la autopsia.

Los casos de abuso policial continúan sucediendo en el país y no hay justicia para las víctimas. En La Rioja, el viernes pasado, 22 de enero, la Policía de esa provincia asesinó a Alejandro Bravo de 44 años, según denuncia su familia.

También te puede interesar: ¿Dónde reclamar por una IVE?

En conversación con Laura Nieto, esposa de Alejandro, lo primero que nos aclaró es que hay secreto de sumario en el caso que ya se encuentra judicializado.

Alejandro volvía de la casa de un amigo en la madrugada del viernes a las 5 40 de la madrugada. Allí, un video lo muestra volviendo a su casa, en Barrio Nueva Esperanza, en actitud desesperada. “Se movía como desesperado, movía autos como que quería hacer que suene una alarma, tocaba puertas” indicó Laura.

Según las primeras versiones policiales, a las 6:05, Bravo ingresa a la Alcaldía, producto de un procedimiento por un presunto intento de robo, y muere por un paro cardíaco.

Laura nos explicó que los datos de la autopsia indican que la causa de la muerte fueron golpes en la cabeza, que no dejaron marcas. “Varios golpes, golpes estratégicos, que no dejaron marcas ni nada”, agregó la esposa de Bravo. La investigación forense también indica que tenía heridas defensivas en las manos y raspones en las rodillas.

Fuimos laburantes toda la vida sin pedir nada a nadie. Él fue una persona muy conocida tanto en La Rioja como otras provincias. La gente me apoya incondicionalmente”, indicó.

Laura, se enteró de la muerte de Alejandro por el llamado de una ahijada que tenía un contacto en la morgue. Inmediatamente, se dirigió a la institución y pudo ingresar a dos médicos particulares para que presenciaran la autopsia.

Según el testimonio de Nieto, a Bravo “lo agarra un policía de civil que estaba de licencia y un principal del regimiento 15 de La Rioja“. Hay 6 policías imputados en la causa.

“Ésta pelea vamos a hacerla diplomáticamente y demostrando un nivel superior a lo que son ellos, que piensan que somos unos tirados, unos muertos de hambre” concluyó Laura Nieto. 

Gravámenes judiciales

Una de las versiones policiales indicaba que Bravo estaba siendo perseguido por vecinos que querían lincharlo por un intento de robo. Esto le influye gravedad al caso, ya que los mismos vecinos desmintieron la versión.

Además, la policía no fue a dar aviso a la esposa de Bravo ni cuando fue supuestamente apresado, ni cuando murió. Laura se enteró de la muerte por una ahijada como mencionábamos previamente, lo que constituye un segundo hecho de gravedad.

Apoyo de funcionarios

Esta mañana, Laura Nieto mantuvo una reunión con el gobernador de La Rioja, Ricardo Quintela quien le ofreció su apoyo y en extensión a todos los amigos y familiares.

Además, el secretario de Derechos Humanos de la Rioja, Delfor Brizuela también ofreció su apoyo a Nieto. El lunes pasado, amigos y familiares de “Kaniska” realizaron una marcha exigiendo justicia.

Yo quiero romper esta rueda y decir basta, de encajonar, de que maten, quiero que se aclare, que saquen a los que tengan que sacar y paguen los que tengan que pagar“, conluyó Laura Nieto.

Compartí la nota