Mercedes Sosa: 10 años sin la voz de América Latina

El 4 de octubre de 2009 nos dejaba la mayor exponente del folklore argentino: perseguida durante la dictadura, amada por los pueblos latinoamericanos y reconocida en todo el continente.

Ya pasó una década desde aquel día en el “La Negra” nos dejaba para irse de gira por la eternidad. La Voz de América, Mercedes Sosa, fallecía a los 74 años, luego de 54 años de carrera.  Una historia que comenzó a trazarse un 9 de julio, Día de la Independencia, en 1935.

La Negra, descendiente de Calchaquíes, hija de un obrero de una azucarera y una lavandera, nació en Tucumán en una familia humilde, signada por la pobreza.

A los 14 años, ganó su primer concurso de canto en la LV 12 y ya no la pudieron detener. Años más tarde, fundó junto a otros artistas locales, el Manifiesto del Nuevo Cancionero: convirtiendo su amor por la música en militancia y canción social.

Resultado de imagen para mercedes sosa joven
La Negra y Charly Garcia grabaron juntos el album Alta Fidelidad (1990).

Como muchos otros artistas argentinos, Sosa nunca calló su voz de protesta y fue víctima de la persecución política. Militó en el Partido Comunista en la década del ’60 y, tras el Golpe Militar de 1976, fue incluida en las listas negras del régimen y sus discos fueron prohibidos.

Una serie de atentados contra su persona y su público, la obligó a exiliarse en 1979. Para ese entonces, solo podía entrar y salir del país pero no cantar. Sin embargo, la vida le puso la otra mejilla: Europa la volvió una artista de calibre internacional.

Mercedes Sosa cantando Piedra y Camino – Concierto en Suiza 1980.

Regresó a Argentina el 18 de febrero de 1982 y realizó una serie de shows inolvidables en el Teatro Ópera, los cuales se convirtieron en un acto cultural contra la Dictadura. Además, se convirtió en un hecho renovador para la música popular argentina, atreviendosé a nuevos estilos como tango, el jazz y el rock, y colaborando con grandes artistas como Charly García.

Para los años ’90, llegó a ser conocida como “La Voz de América“. Actuó en los escenarios más prestigiosos del mundo y recibió múltiples reconocimientos de nivel internacional. A pesar del éxito, Mercedes Sosa nunca olvidó sus raíces y su lucha por los pueblos latinoamericanos.

Hasta los últimos años de vida, La Negra siguió cantando:

Zambita para que canten
Los humildes de mi pago
Si hay que esperar la esperanza
Mas vale esperar cantando.

Nacida de los boliches
Donde el grito alza su llama
Su canción de larga luna
Sabe la siembra y el agua

Como un canto de la tierra
Hay que cantar esta zamba
Hermana de los humildes
Sembradora de esperanzas
Alzada raíz de sangre
Del fondo de la guitarra

Mi pueblo la canta siempre
Como si fuera una ausencia
La cara hundida en el pecho
Hasta mirarse la pena

Un corazón de camino
Desde su canto regresa
A despertar el destino
Que el pueblo en su pecho lleva

Como un canto de la tierra
Hay que cantar esta zamba
Hermana de los humildes
Sembradora de esperanzas
Alzada raíz de sangre
Del fondo de la guitarra
.

Por Cristian Dominguez

Compartí la nota