Un recorrido por la historia del aborto en Argentina

Desde 1921 hasta esta parte, la lucha por el aborto legal, seguro y gratuito ha tomado diferentes formas y participantes. En esta nota, una cronología al respecto.

Todo empezó en 1921, cuando en el Código Penal de nuestro país se instauró que no se debe penar el aborto cuando corre peligro la vida o la salud de la persona gestante (en aquel momento solo se hablaba de mujeres). Tampoco se penalizará si el embarazo fue producto de una violación.

Tuvieron que pasar 22 años, para que en 2003 en un Encuentro Nacional de Mujeres se diera por primera vez un taller, una asamblea y una marcha pidiendo por la legalización del aborto. En ese momento surge el pañuelo verde, aportado por Católicas por el Derecho a Decidir (CDD).

2 años más tarde, el 28 de mayo de 2005, se lanzó la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito. Al año siguiente, la Campaña formuló su primer proyecto de ley. A partir de allí, la lucha tomó un impulso que hasta el día de hoy no para de avanzar.

Entre 2007 y 2008, un proyecto ley que se presentó de manera simbólica y no obtuvo estado parlamentario recibió la firma de la diputada socialista Silvia Augsburger y cambió su situación.

Te puede interesar: “Hay cinco provincias sin protocolos para abortos no punibles”

Crédito: http://www.abortolegal.com.ar/

El feminismo como impulso para que sea ley

En 2011, la cuestión del aborto repercutió en el plano internacional con la intervención del Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas. El organismo condenó al Estado Argentino por no haber garantizado en 2006 el acceso al aborto a una joven con discapacidad, quien fue víctima de una violación. Recién se produjo un acto de reparación en 2014.

Un año más tarde, la Corte Suprema dictaminó el Fallo F.A.L, determinando así las condiciones para acceder a un aborto en Argentina. El fallo se produjo tras el caso de una joven de Chubut, quien con 15 años fue abusada sexualmente por su padrastro y posteriormente quedó embarazada. Con el Fallo F.A.L, se estableció que en casos de violación, las mujeres podrían acceder a un aborto legal sin proceso judicial de por medio.

Pasaron algunos años, y en 2018 cuando Diputados aprobaba el proyecto de ley correspondiente, el Senado lo rechazaba. Había que seguir esperando. Llegó 2019, en donde el Protocolo para la atención integral de las personas con derecho a la interrupción legal del embarazo obtuvo rango legal. En este mismo año, la Campaña volvió a presentar el proyecto.

Finalmente, este año el presidente Alberto Fernandez decidió enviar un proyecto de Interrupción Legal del Embarazo (ILE) el 17 de noviembre. Junto a esta iniciativa, se envió la Ley de Atención y Cuidado Integral de la Salud durante el Embarazo y la Primera Infancia. Ambos recibieron media sanción de la Cámara Baja.

También te puede interesar: “Los abortos clandestinos producen discriminación”

Es hoy, que sea ley

Llegamos al día de hoy, 29 de diciembre de 2020, con más de 120 vigilias en todo el país esperando que el Senado defina: es hoy, que sea ley. Hasta el momento, el poroteo actualizado dice que la votación cuenta con 32 votos positivos y 32 negativos, además de 2 ausencias y 6 votos sin definir.

Por nuestra parte, estaremos transmitiendo el primer streaming en nuestro canal de Youtube. A partir de las 16, contaremos con el debate del Senado en vivo, además de entrevistas exclusivas e intervenciones desde Córdoba y Buenos Aires. Nuestras redes sociales se van a copar de verde y nuestra web tiene y tendrá mucha info al respecto.