Un tercio de la población de niños y niñas, no pudo estudiar a distancia

Unicef realizó un informe en donde indica que 453 millones de niños y niñas no tuvo la posibilidad de acceder a la educación a distancia por falta de recursos tecnológicos, durante la pandemia. En el momento más álgido de la pandemia el número se ha incrementado a 1.500 millones.

Un tercio de la población de niños y niñas, no pudo estudiar a distancia (Foto: Unicef)

Unicef informó mediante un estudio que un tercio de la población mundial de niños y niñas, no pudo estudiar a distancia durante la pandemia. El principal motivo es la falta de recursos tecnológicos y los más afectados fueron quienes pertenecen a poblaciones rurales.

También te puede interesar: ¿Cómo es el proyecto de Reforma Judicial que se debate en el Senado?

Se estima que 453 millones de niños y niñas no han podido acceder a la educación a distancia. El dato aumenta a 1.500 millones en los momentos más duros de la pandemia.

La directora ejecutiva de UNICEF, Henrietta Fore, ha lamentado que “la gran cantidad de niños que debieron interrumpir por completo sus estudios durante meses representa una emergencia mundial en materia de educación. Las repercusiones sobre las economías y las sociedad pueden durar décadas”.

Desde Unicef realizaron una diferenciación por continentes. En el norte de África el 40% no tienen acceso a este tipo de educación. En tanto que en la parte sur y este del continente africano el porcentaje asciende hasta el 49% y en el oeste y en la parte central se llega a un 48%. Son 158 millones de niñas y niños africanos que no pudieron seguir sus estudios.

Por su parte, en el sureste asiático y en el Pacifico baja el porcentaje hasta el 20%. En la zona más oriental de Europa y en Asia Central es el 34%, mientras que en la zona meridional del continente llega hasta el 38%, casi 150 millones de niños sin recursos. 

Una de las zonas menos afectadas por esta situación ha sido El Caribe y América Latina. El porcentaje aquí es de un 9%, aunque se suman 13 millones de niñas y niños, un número todavía muy alto.

A su vez, desde UNICEF insisten en que los sistemas educativos de todos los países estén preparados para una posible siguiente crisis para adaptarse a esas nuevas situaciones.

Por último, se reclama a los gobiernos que se busque una solución efectiva para que esta población de niñas y niños pueda volver a los estudios.

×