Las trabajadoras del Polo siguen en situación crítica

A pocos días del 8M, difundieron un comunicado dirigido a la ministra de las Mujeres, Claudia Martínez, donde denuncian una vez más precarización laboral.

La gestión de Schiaretti anunció aumentos del presupuesto para la cartera, pero sólo para becas y subsidios. Es decir, las trabajadoras son las mismas, ejerciendo en condiciones cada vez de mayor precariedad.

En el texto resaltan que atienden un caso tras el otro, con personal insuficiente, salarios de pobreza, sin acceder en muchos casos a derechos básicos como obra social y licencias.

“Estamos hartas de ver cómo las mujeres se van cada vez más con menos respuestas y más miedos. Estamos cansadas de no tener herramientas serias para poder acompañar a las mujeres”, enfatiza el comunicado.

En plena pandemia, parte del personal fue obligado a trabajar una jornada de 8 horas en vez de 6, con un cambio compulsivo de contratos, combinando modalidad presencial y teletrabajo.

A lo anterior, agregan la existencia Trabajadoras con convenios, becas, monotributos y contratos, que luego de años siguen sin poder acceder a la planta permanente.

Te puede interesar: Polo de la Mujer ¿Quién cuida a quienes nos cuidan?

“Somos nosotras quienes nos quebramos, nos destrozamos con los femicidios de Gabriela, Ivana, Nilda, Melisa, Liliana, Miriam, Emilse, Ivana. Porque son decenas las jóvenes y mujeres que atendemos con situaciones similares a diario, y sabemos que al irse del polo continúan expuestas a las violencias“, denuncian.

Advierten sobre botones antipánicos que no funcionan correctamente, con personal policial que llega con mucho tiempo de retraso. Además, cuentan que hay mujeres que esperan hasta 16 horas para poder realizar una denuncia, y otras que abandonan en el intento.

¿Qué otra critica le hacen a la gestión? Que el ministerio, ante el aumento de la demanda, ha desarmado los equipos de delitos contra la integridad sexual, ha quitado el acompañamiento a mediano plazo a las mujeres, derivando a obras sociales, prepagas y dispensarios.

Sra. Ministra Claudia Martínez, “¿quién cuida a quienes cuidamos?”, se preguntan. Y exigen:

  • Pase a planta permanente de todas las trabajadoras
  • Recomposición salarial
  • Aumento inmediato de personal para garantizar equipos interdisciplinarios
  • Reconocimiento del trabajo de riesgo psico-social
  • Jornada laboral de 6 horas diarias

“Sabemos que mientras nosotras estemos en condiciones de precariedad, agotamiento y temor no podremos garantizar los derechos de las mujeres. Porque sabemos que sin presupuesto, no hay ni una menos”, enfatiza el comunicado.

Compartí la nota