Continúa el incendio en El Bolsón y ya llegó a Chubut

El fuego, que ya arrasó 8000 hectáreas en Río Negro, se encuentra en las inmediaciones de la localidad de El Maitén. El fuego produjo un “grave” daño ambiental.

Foto: Télam.

El incendio forestal en El Bolsón afectó 8.000 hectáreas en Río Negro. Las llamas se extendieron hasta la provincia de Chubut, más precisamente hasta la localidad de El Maitén donde treinta personas fueron desplegados para combatir el fuego.

Habitantes de localidades vecinas “trabajan en la construcción de fajas cortafuego para controlar focos secundarios que se desprenden del frente de avance, mientras se evalúa el comportamiento del fuego en las partes altas de la montaña para ajustar la estrategia de control”.

Te puede interesar: La educación ambiental como herramienta de cambio estructural.

“En el pueblo está lloviendo, una lluvia leve, lluvias débiles, esto no está teniendo impacto todavía en la zona del incendio, aunque lógicamente la humedad y el descenso de temperatura están favoreciendo las tareas de control”, había declarado este miércoles a Télam el coordinador de Defensa Civil de la ciudad patagónica de El Bolsón, Leandro Romairone,.

La destrucción ambiental

El subsecretario de Recursos Forestales de Río Negro, Fernando Arbat, explicó a Télam que son 8000 las hectáreas ya afectadas. El funcionario dijo que “el daño ambiental es muy importante, muy grave“.

Solamente el lunes se alcanzaron las 5800 hectáreas a causa de las fuertes ráfagas de viento que llegaron a los 90 kilómetros por hora.

La vegetación perdida pertenece tanto al bosque nativo. También se quemaron plantaciones exóticas que se utilizan para el fomento de la industria forestal de la zona.

El Servicio Nacional de Manejo del Fuego (SNMF) desarrolla trabajos en la zona. El personal activo está compuesto por 36 brigadistas de la Brigada Nacional del SNMF y de la Administración de Parques Nacionales, siete autobombas, siete camionetas pick up, dos helicópteros y dos aviones hidrantes con base en Bariloche, también del SNMF.

Fuente: Télam.

Compartí la nota