Familias de Casa Bamba se movilizaron hacia la Municipalidad de La Calera

Familias de Casa Bamba se movilizaron hacia la Municipalidad de La Calera

Una vez más, la concentración vecinal de las familias que habitan Casa Bamba volvió a movilizarse y a reclamar por el libre acceso a sus tierras a través de la ruta E53. Ahora, se dirigieron formalmente a las autoridades municipales.

Este viernes por la mañana, vecinos y vecinas del paraje Casa Bamba, ubicado en La Calera, se reunieron para entregar a la Municipalidad de dicha localidad una nota de petición dirigida al intendente Facundo Rufeil y al Concejo Deliberante.

Dentro del comunicado, la agrupación vecinal solicitó:

  • La instalación de la pasarela prometida hace años y por última vez el 1 de marzo en la apertura de sesiones legislativas. Parte de la pasarela fue llevada el día anterior a las elecciones por empleados del Municipio y está tirada al lado del camino.
  • Que se retire el portón que está sobre la ruta E53 en la única entrada al paraje, camino histórico por donde hace más de 100 años se ingresa. Dicho portón fue instalado por el Camarasa en el mes de febrero, junto con un guardia de seguridad con el derecho de decidir quien entra y quien no, anotando en un registro a quienes deja pasar. Durante la noche este portón permanece cerrado, violando el derecho de vecinas y vecinos a transitar e ingresar o salir de su pueblo.
  • Información sobre la posible instalación de una minera que explotaría los cerros Mogote Cortados en plena zona roja de bosque nativo dentro de la Reserva Hídrica y Recreativa Natural Bamba.

Estas peticiones son forman parte de los reclamos que vienen reclamando hace meses los habitantes del paraje Casa Bamba. Por motivo de la privatización del acceso público por la ruta E53, los vecinos aseguran que “viven aislados”. En tanto, las autoridades municipales cuentan con un plazo de 10 días para responder a los solicitantes. 

Las familias deben ingeniárselas para cruzar el río, que no tiene puente ni pasarela, y poder ingresar a sus viviendas. Sino, otra forma de acceder es caminar 2 kilómetros por las vías del tren, con los riesgos que eso implica. Algunos vecinos contaron a este medio que así es como los niños y niñas deben hacer para asistir a la escuela.

×