Día de la Enfermería: ¿Comprendemos realmente el valor de su labor?

Hoy, 12 de mayo, se celebra la efeméride y se realizará un paro provincial en pedido de mejores condiciones laborales, entre otras cosas (incluye a todo el personal de salud). Pero, hablamos con Gabriela y Estela, dos enfermeras que reflexionan sobre la relevancia del trabajo que realizan, y la esencialidad del mismo, no sólo en un contexto o fecha especial.

Foto: Cetci.com.ar

Hoy, 12 de mayo, es el Día Internacional de la Enfermería y desde El Resaltador nos preguntamos si realmente comprendemos el valor de la profesión. Es que muchas veces, estas fechas, significan espacios de reflexión y evaluación del contexto que viven las personas que ejercen la labor.

En este sentido, mañana se realizará un paro provincial que llevan adelante entre Asociación de los Trabajadores del Estado de Córdoba (ATE-Córdoba) y la Unión de Trabajadores de la Salud (UTS), entre otras organizaciones. Se trata de un paro con concurrencia, con abandono de tareas a las 11. Posteriormente se realizará una concentración a las 12 en Colón y General Paz, donde se desarrollará un acto simbólico.

Hablamos con Gabriela García, enfermera delegada de ATE, que nos indicó que el paro de hoy “es un peldaño más en este proceso de lucha que venimos teniendo desde el año pasado. Donde el gobierno no nos responde bajo ningún tipo de vista. Nos expone, nos explotan, nos esclavizan de un montón de formas y la respuesta es esta: no estamos dispuestos a eso“.

A su vez, continuó, manifestando que: “la realidad dicta que no tenemos un salario como corresponde. Nos están pagando en negro, nuestros jubilados no cobran lo que tienen que cobrar”. Gabriela agregó que se le miente a la población sobre los sueldos, diciendo que cobran $90.000. “Mi sueldo de base son $30.000 entonces es una barbaridad lo que están diciendo y haciendo para con nosotros”. 

Por último, indicó que en la pandemia, además de esta precarización, el personal de la salud está siendo expuesto. “Estamos exponiendo nuestra vida, no solamente la nuestra sino de nuestra familia también. Muchos de nosotros hemos perdido compañeros de trabajo, compañeros de servicio, de muchos años, sin poder darle una respuesta a su familia, a sus hijos, a su mujer a su esposa, a su madre a su padre, y es vergonzoso” concluyó.

Día de la Enfermería: ¿Comprendemos realmente el valor de su labor?

También conversamos con Estela Giménez, delegada de UTS, sobre el Día de la Enfermería y lo que viven las personas que se dedican a esto. Hay un sesgo desvalorizador sobre el trabajo del personal de enfermería donde se pierde de vista lo fundamentales que son. “El enfermero es el nexo de todo el equipo de salud, y el enfermero es el centro de todo el sistema sanitario. Sin enfermeros no hay salud en sí, ni hospitales“, aclara Estela.

¿Por qué afirma esto? Porque cumplen múltiples tareas. Diagraman dicho tratamientos, brindan seguimiento al mismo, observar como evoluciona, etc. “Quién hace la valoración, cómo va evolucionando el paciente, el que siempre siempre va a ejecutar las acciones, son las enfermeras y enfermeros” aseveró.  

Tan fundamental es el personal de la enfermería que su profesión está reconocida como esencial. Dentro de la ley de Educación Superior que regula al personal de enfermería, en el año 1995, haciéndose efectivo a partir del año 2015, los enfermeros pasamos del artículo 42 al artículo 43. ¿Esto que significó? El reconocimiento de la enfermería como profesión esencial.

Esa esencialidad, “implica que somos una profesión que de faltar, la salud de la población corre riesgo. Las enfermeras cumplimos una misión dentro del ámbito de salud única, hacemos algo que ninguna otra profesión lo hace, que es el cuidado y el seguimiento de los pacientes y del tratamiento. El cuidado de las personas y de la sociedad toda” nos señaló Gabriela García. “Eso da la pauta de lo importante que somos”, agregó.

La delegada de ATE, agregó que lastimosamente esa esencialidad no se traduce en el reconocimiento laboral en todos sus sentidos. Por ejemplo, señaló que en nuestra provincia, no existe Colegio de Enfermeros, “no se nos permite políticamente tener un colegio de Enfermeros”. “Se nos reconoce como profesión esencial en la teoría, pero no en la práctica“, finalizó.

Otro punto clave, es que el personal de enfermería es el contacto principal entre el sistema de salud y el paciente. Son quienes conversan con el paciente, le preguntan como se siente y quienes se encargan de darle un grado mayor de humanidad al sistema de salud. Son profesionales de una labor nacida de la práctica.

“Los enfermeros somos esenciales, necesarios pero a la vez somos muchas veces los menos valorados” afirma Estela. Posteriormente, concluye “hay que seguir cambiando, hay barreras que hay que seguir derribando y haciéndonos valorar más, para que algún día, y no muy lejano, tengamos incluso la remuneración monetaria que nos corresponde al trabajo porque sigue siendo menor incluso que otras profesiones a pesar de lo esencial y lo importante que somos”. 

Una profesión sesgada por el género

Si buscás en google, en muchas páginas te dice que es el Día Internacional de la enfermera y no de la Enfermería. Claro que los esperábamos. El por qué de esto se basa (cómo no) en la sociedad patriarcal en que vivimos. “La enfermería empieza como una profesión de mujeres que cuidan y por eso, a pesar de que tengamos muchos hombres, la enfermería sigue siendo una profesión poco valorada” indica Estela.

“Y sigue siendo una profesión a la que se le quita ese valor porque parece de mujeres, como que a nosotras es natural el cuidar“. Acá retomamos lo que decíamos de que la profesión no es brindar cuidado y confort. “Es un cuidar con ciencia, es un cuidar basado en la ciencia y en la evidencia. Es un cuidado que se ha ido perfeccionando y fundamentando científicamente“. Por eso, hay tantas escuelas y lugares para estudiar enfermería.

Por suerte, nuestra sociedad va avanzando para algunos lugares que precisamos. En este sentido, Gabriela García nos comenta que a pesar de que “la profesión de enfermería es por excelencia una profesión elegida por mujeres, pero es cierto que en los últimos años, se dio el ingreso de enfermeros varones y también de las comunidades LGTBIQ“.

Al respecto agregó que esto tiene muchísimo valor, ya que “eso nos da una variedad de opiniones y miradas, que realmente de alguna manera nos enriquece y mucho porque somos reflejos de la sociedad, somos reflejo de lo que nos pasa“.

Finalmente, la delegada de ATE concluye que “es un avance como profesión, porque históricamente las enfermeras hemos sido sometidas bajo esta bandera de cuidado. Siendo las mujeres las que cumplían un rol social sesgado. Pero estas nuevas miradas hacen que nuestra profesión, sea una profesión de elección por convicción y por vocación, más allá de lo que se espera que una mujer pueda o no pueda hacer”.

Compartí la nota