El descargo de lxs amigxs del “joven baleado” por un supuesto “naranjita”

El relato en primera persona contado por amigxs del joven herido mostró una perspectiva distinta de lo que construyeron los medios.

El pasado 16 noviembre ocurrió un hecho que copó la agenda mediática de Córdoba: un supuesto cuidacoches baleó a un joven en Nueva Córdoba porque se negó a pagar por segunda vez.

La reconstrucción mediática de los hechos, por supuestos, apuntaron a criminalizar a los y las naranjitas. Sin embargo, el relato en primera persona contado por amigxs del joven herido mostró una perspectiva distinta de lo que sucedió.

Según detallaron, lo que ocurrió fue “un asalto a mano armada” y no una “venganza” como fue caratulado en varias empresas de comunicación. Además, sostuvieron que la víctima prestó declaraciones a la prensa pero “luego prefirió abstenerse porque no se respetaban las maneras de tratar el suceso que había solicitado al personal periodístico”. Otro de los cuestionamientos fue que en algunas notas pusieron nombre y apellido de la persona herida, poniendo en riesgo aún más su seguridad.

“Ninguna de las personas que nos encontrábamos en el auto compartimos la posición política ni el tratamiento que evidencian estas líneas editoriales, que refuerzan los estereotipos negativos contra los naranjitas”, enfatizaron.

Y agregaron: “Que los medios masivos de comunicación fijen temas en la agenda pública, alimentando prejuicios es algo que forma parte de la realidad nacional, provincial y local. Sin embargo, en este caso particular, fueron un paso más allá y con su narración sensacionalista modificaron los hechos; reforzando estereotipos estigmatizantes contra los trabajadores populares comúnmente conocidos como “naranjitas”.

A modo de conclusión, dijeron que ser “conscientes” de que los discursos mediáticos le ganan a los hechos concretos y generan mayor odio, resentimiento y estigmatización hacia los trabajadores populares. Por ende, se negaron “a ser cómplices de una narrativa que los deje en una situación aún más vulnerable”.

Te puede interesar: “Naranjitas repudian el hecho de violencia ocurrido en Nueva Córdoba”

Los hechos, según lxs amigxs

“Cuando nos subimos al auto, estacionado sobre calle Buenos Aires llegando a Derqui, se nos acercó un hombre que no estaba vestido ni identificado como naranjita. Él solicitó dinero, a lo que el conductor con absoluta tranquilidad comentó que ya había pagado.

Ante la negativa, ésta persona le pregunta a quién le había pagado, y el conductor contesta que no le había preguntado el nombre, y por ende no podría decirle. En ese momento se aproximó otro hombre (que sí portaba un chaleco naranja), ambos se arriman a la ventana del conductor, desenfundan un arma 9 mm (que uno de nosotros pudo distinguir) y ponen una bala en la recámara, apuntando al conductor.

“Dame los celulares, dame todo”, dijeron. Allí es que el joven conductor, sin decir una palabra, decide arrancar el auto en un intento por protegernos del peligro inminente. No existió así una pelea verbal, como dicen algunos medios.

El atacante le disparó una vez, impactando en el brazo y en la pierna, por lo que nos dirigimos a un centro médico ubicado sobre calle Independencia (que era el lugar de atención más cercano) para que fuera atendido, y donde uno de nosotros llamó por teléfono a la policía. Ambos masculinos huyeron de la zona del crimen”. 

×