Declaraciones de Guillermo Andino ponen en debate la violencia obstétrica

En las últimas horas las redes sociales se coparon de comentarios sobre el periodista Guillermo Andino y la violencia obstétrica. En el programa radial Metro y Medio el conductor confesó haber adelantado el parto de su primogénita con el obstetra sin consultar la decisión con su pareja Carolina Prat. Ante las críticas recibidas el conductor debió aclarar sus dichos y explicó que fue una anécdota exagerada.

El conductor, en el marco de una entrevista realizada por Sebastián Wainraich y Julieta Pink, confesó que su primer hija tenía fecha para el 6 de noviembre pero que arregló su parte junto con obstetra para el día 4 – fecha en que Racing salio campeón mundial-, el profesional de salud no opuso resistencia ya que el lunes 6 tenía un torneo de golf.

Si bien en un primer momento Andino comentó que su esposa se enteró 8 años después de esa decisión ahora salió a desmentir esa anécdota.  En su programa televisivo explicó que el nacimiento no podía pasar del 4,5 o 6 de noviembre y que Prat dió su consentimiento para inducir el parto por cuestiones de salud.

Carolina quería un parto natural y para evitar la cesárea tuvo que adelantar la fecha. Andino dice que es una coincidencia que su hija haya nacido el día 4. Pero su intento de broma– criticable por machista- de decidir sobre el cuerpo de su mujer junto con un médico abrió el debate sobre una problemática social muy vigente: La violencia obstétrica.

El Ministerio de Justicia y de Derechos Humanos de la Nación entiende que  la violencia obstétrica es aquella que ejerce el personal de salud sobre el cuerpo y los procesos reproductivos de las mujeres, expresada en un trato deshumanizado, un abuso de medicalización y patologización de los procesos naturales.

Te puede interesar: Quieren llevar ante la justicia un caso de violencia obstétrica 

Es importante resaltar que este tipo de violencia no solo afecta a la mujer y a su hijo durante el embarazo sino que abarca el parto e incluso el post parto. Según informó el portal FemiNACIDA el 77% de las personas que pasaron por una gestación sufrieron violencia obstétrica, datos revelados por el primer Índice de Violencia Machista.

Que más de la mitad de las mujeres encuestadas haya experimentado maltrato por parte de los profesionales de la salud o personal afín es contradictorio en un país como Argentina que cuenta con la ley de parto humanizado .

La normativa nombrada anteriormente reconoce – entre otras cosas- el derecho a ser informada sobre las distintas intervenciones médicas que pudieren tener lugar, para que puedas optar libremente cuando existieren diferentes alternativas y sobre la evolución de su parto, el estado de salud de tu bebé y a ser partícipe de las diferentes actuaciones de los profesionales.

Los comentarios del periodista Guillermo Andino pusieron en eje una violencia hacia mujeres y cuerpos gestantes que no parece disminuir. Es urgente aplicar la ley de parto humanizado y la perspectiva de género en los centros de salud.

https://www.instagram.com/p/B3aJk9cgXuE/?igshid=17zxdbocdt2rx

Por Emi Urouro

Compartí la nota