La ONU propuso un ingreso mínimo temporal para un tercio de la población mundial

Este jueves, la ONU propuso la implementación de un ingreso mínimo temporal por parte de los gobiernos. El mismo sería destinado a un tercio de la población mundial, la cual se encuentra por debajo o muy cerca del umbral de la pobreza, para evitar la propagación del Covid-19.

A raíz de la pandemia, la ONU presentó este jueves una propuesta para proteger a quienes están debajo o cerca del umbral de la pobreza. Así, la Organización de las Naciones Unidas sugiere la inmediata implementación de una renta básica o un ingreso mínimo temporal. El mismo se destinaría a unas 2.700 millones de personas, lo que equivale a un tercio de la población mundial aproximadamente.

Además de combatir la pobreza, esta iniciativa busca contrarrestar el avance del Covid-19, ya que una persona que vive en la pobreza no siempre puede acceder a las medidas de higiene propuestas por la OMS. Según el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), este ingreso ayudaría a cumplir la cuarentena y las medidas de distanciamiento social.

En su informe titulado “Ingreso básico temporal: protección de personas pobres y vulnerables en países en desarrollo”, el PNUD habla del costo que tendría esta iniciativa. Así, brindarle un ingreso mínimo temporal a 2.700 millones de personas en 132 países del mundo costaría a partir de unos 199.000 millones de dólares al mes.

Según el administrador del PNUD, Achim Steiner, se trata de “una cantidad abultada” pero que considera “asumible para los estados ante la emergencia sanitaria y social que vive el mundo”.

Te puede interesar: “2 de cada 3 hogares fueron cubiertos por el IFE”

Oxfam: el Covid-19 podría llevar a 500 millones de personas a la ...

“Tiempos sin precedentes requieren medidas económicas sin precedentes”

“Esto no es un llamamiento de donaciones, no es una ayuda del Fondo de Emergencia de la ONU para las naciones más pobres, sino una propuesta para que los gobiernos de esos países examinen sus opciones para afrontar la pandemia”, explicó el informe del PNUD.

Los tiempos sin precedentes requieren medidas sociales y económicas sin precedentes. Introducir un ingreso básico temporal para las personas más pobres del mundo ha surgido como una opción. Esto podría haber parecido imposible hace sólo unos meses”, agregó Steiner.

Alrededor del mundo, algunos países ya han optado por iniciativas de este tipo. En el caso de España, se aprobó en junio un ingreso mínimo vital; en Togo, se puso en marcha un programa de ayudas para un 12% de su población. Si pensamos en Argentina, podemos afirmar que el IFE es una medida que sigue esta línea de alguna manera.

A partir del 10 de agosto, comenzará a pagarse la tercer ronda de IFE en Argentina. La misma finalizará el día 24 del mismo mes, con las personas cuyo DNI termina en 9.

×