Contra la autovía de Punilla, movilizarán “por el agua, la tierra y la vida” en Cosquín

La marcha es impulsada por organizaciones del valle de Punilla, con el apoyo de otros grupos defensores del ambiente de la provincia y el país.

Crédito India Ortiz. Fuente: Asamblea Ambiental Cosquín.

El sábado 13 de febrero, se realizará una nueva movilización “por el agua, la tierra y la vida”. Esta vez, con foco en el rechazo a la construcción de la autovía de Punilla por el Oeste, un proyecto que impulsado por el Ejecutivo provincial.

La marcha comienza a las 19:00, desde la intersección de la avenida San Martín y Obispo Bustos de Cosquín, y la consigna es “Defendamos el agua, la tierra y la vida. Progreso es salud, agua y educación. La autovía no es prioridad”.

La nueva traza, presentada por Caminos de las Sierras y avalada por el Gobierno de Schiaretti, pasaría por bosque nativo en calidad de máxima protección, por sitios arqueológicos, patrimonio ancestral de nuestros pueblos, y arrasaría con reservas naturales y cuencas hídricas.

Ante este panorama, en ocasión de la 13va edición de esta marcha, las Asambleas de Punilla y Asamblea en Defensa del Ambiente Córdoba Capital, van a presentar una carta al Gobernador con los argumentos en contra de la autovía.

Primero, resaltan que estamos en medio de una emergencia sanitaria y económica, agravada en la provincia de Córdoba por los incendios que han destruido más de 330.000 hectáreas de monte nativo y su biodiversidad, con sus consecuencias inmediatas de inundaciones durante la temporada turística.

A lo anterior, debemos agregar la grave crisis hídrica en cada localidad de Punilla, por lo tanto, las organizaciones consideran que es inadmisible que endeudar a la ciudadanía con una autovía.

El trazado atraviesa la Reserva Hídrica Los Gigantes, Reserva Parque río Yuspe-Cosquín y Reserva Ecológica Natural Balneario el Portecelo que protegen las cuencas que suministran de agua al Sur de Punilla y Córdoba Capital.

Y agregan sobre el proyecto que: “resulta de una proyección del plan bioceánico IIRSA para perpetrar el modelo extractivista de saqueo de nuestros bienes naturales y no pensada para favorecer el yurismo o traer un tipo de progreso que no hemos consensuado”.

El petitorio de los colectivos ambientalistas destaca 9 ejes:

  • PARTICIPACIÓN CIUDADANA. El proyecto no cuenta con LICENCIA SOCIAL, más bien un rechazo del 82% en la mayor Audiencia Pública de la historia de Córdoba. No cumple con el Acuerdo de Escazú (Ley 27566), la ley de bosques de nuestra provincia (Ley 9814) y la ley de ambiente (LEY 10208) en donde se establece la a Participación ciudadana. Por lo tanto, exigen una AUDIENCIA PÚBLICA PRESENCIAL.
  • PROTECCIÓN DEL AGUA Y SUS CUENCAS HÍDRICAS. Piden que se dé a conocer de inmediato el ESTUDIO DE IMPACTO AMBIENTAL INTEGRAL DE LA OBRA que incluya diagnóstico, con participación ciudadana, sobre el estado actual de las cuencas hidrológicas, con detalle en cuanto a cobertura vegetal, las hectáreas de monte quemado y el impacto de los incendios en el suelo.
  • BIODIVERSIDAD Y BOSQUE NATIVO. Una autovía impediría para siempre recuperar el ecosistema autóctono, exponiendo a toda Punilla a una mayor vulnerabilidad climática: sequías, inundaciones, vientos, temperaturas más extremas.
  • ORDENAMIENTO TERRITORIAL PARTICIPATIVO y EVALUACIÓN AMBIENTAL ESTRATÉGICA. Exigimos garantizar que se cumpla el Art. 30 de la ley 9814, que establece que NO sean autorizados proyectos de obra pública y/o privada (loteos, emprendimientos mineros, megagranjas de cerdos, criaderos de aves etc.) que impliquen afectar zonas quemadas o requieran desmonte, o cambio de uso de suelo en zonas residenciales.
Ambientalistas rechazan la construcción de la autovía de Punilla. Foto: El Diario de Carlos Paz.
  • IDENTIDAD CULTURAL Y DESARRAIGO DE FAMILIAS. El nuevo trazado afecta barrios enteros con historia de vidas y asentamientos ancestrales, en los poblados de: Bialet Massé (Barrio La Aguadita, Mirador del Lago, Suncho, Comunidad Ticca), Santa María de Punilla (San José) y Cosquín (Barrio Las Tunas). Por eso, solicitan un INFORME DE IMPACTO “SOCIO AMBIENTAL” INTEGRAL DE LA OBRA, QUE INCLUYA ESTUDIOS FÍSICO/PSÍQUICO/EMOCIONAL DE LA POBLACIÓN AFECTADA.
  • PAISAJE Y TURISMO. En los últimos 20 años el paisaje serrano ha sido perturbado cómo nunca. Exigen se cumplan las leyes de turismo nacional (Ley 25.997) , provincial (Ley 9.124), de turismo alternativo (Ley 8.801) y el Código Ético Mundial de la Organización Mundial de Turismo de la ONU.
  • PATRIMONIO ARQUEOLÓGICO. El nuevo trazado de la Autovía, afectará irremediablemente los vestigios materiales de nuestros pueblos originarios.
  • MEJORA Y RESTAURACIÓN DEL RAMAL A1 DEL TREN. Es más económico que la obra de autovía y afectaría menos a Punilla como sociedad y a su identidad biocultural.
  • CALIDAD DE VIDA. Se necesitan infraestructura que asegure la provisión de agua para todos los habitantes y saneamiento de los diques, obras de cloacas, plantas de tratamiento y separación de residuos sólidos urbanos, construcción y modernización de hospitales y escuelas.

“Por último decirle Sr. Gobernador que las asambleas socio ambientales de Punilla y gran parte de la población, no estamos en contra del progreso, sino que trabajamos y damos nuestro tiempo para pensar un modo de vida que no atente contra nuestro presente cultural y ambiental, amenazado por el modelo extractivista neoliberal”, puede leerse en el petitorio.

Compartí la nota