Crimen de Blas Correas: qué dijo el abogado que representa a la familia

Distintas posiciones se encuentran frente a este caso de abuso policial. Por un lado, acusan que fue “gatillo fácil” y por el otro, fue un “homicidio calificado y agravado”. Hablamos con Alejandro Pérez Moreno, quien representa a la familia de Blas.

Durante la madrugada del jueves, Blas Correas de 17 años murió tras recibir una bala proveniente del arma de un policía. Esto sucedió después de cruzar un control policial en Córdoba, cuando volvía de tomar algo con sus amigos. Así, después de ser herido por la espalda, no pudo llegar al hospital con vida.

Según Correpi, el asesinato de Blas Correas es el quinto caso de gatillo fácil en Córdoba desde el comienzo de la cuarentena. Para la organización, Blas murió por “una política de Estado que se acentúa en momentos de crisis como la que estamos viviendo”.

Hasta el momento, la información que circula es que el grupo de amigos habían sido víctimas de una persecución de motochorros minutos antes. Aún se desconocen los motivos por los cuales la policía comenzó a disparar. Según la madre de Blas, a su hijo “lo acribillaron”.

Te puede interesar: “Dos años del 8A: habrá actividades en todo el país”

En dialogo con EL RESALTADOR, el abogado Alejandro Pérez Moreno, quien representa a la familia de Blas, dijo que “no es un caso de gatillo fácil”.

Eso es cuando vos tenés motivo como policía, porque estás viendo que se está perpetrando un hecho delictivo, porque sos víctima de una agresión o presencias una agresión de un hecho delictivo que tenés que repeler como su función policial lo indica. Ahí, cuando extraen el arma y disparan sin necesidad, se produce un gatillo fácil, porque no había necesidad de disparar pero sí de actuar“, fue su explicación.

Es un homicidio calificado por el abuso de su función policial y agravado por el empleo de arma de fuego“, agregó.

Más allá de las diferencias entre una posición y la otra, ambas acusaciones terminan poniendo en manifiesto lo mismo: la peligrosidad del abuso policial.

Cronología de los hechos

El abogado Pérez Moreno, contó que “la versión que le llega a la familia y por quienes acompañan en el vehículo a Blas, que termina muerto por un disparo en la espalda de un arma policial, es precisamente que ellos vienen de un bar, permitido, y cuando vuelven unos motochorros se le arriman, golpean los cristales del vehículo y patean el retrovisor. Entonces se asusta quien conducía y se escapan de los ladrones

Pasan por donde había un control policial, o estimo que era un control porque no sabemos si eso es cierto, y después empieza a recibir disparos directamente de la policia, que uno de ellos es el que rompe la luneta trasera del vehículo y le pega en la espalda y, le da la muerte“, relató el letrado.

En las primeras horas del jueves, desde la Policía de Córdoba se desprendía la versión de que el hecho derivó de un enfrentamiento, un presunto intercambio de disparos entre un móvil policial y un Fiat Argo, vehículo donde viajaba Blas con sus amigos. Además, dijeron que durante el trayecto encontraron un arma e intentaron vincularla al hecho.

Horas más tarde, la versión fue desmentida. El comisario Gonzalo Cumplido habló con los medios y dijo que “no se pudo comprobar” que el arma sea de los jóvenes ni tampoco que haya un intercambio de balas. Las únicas que se dispararon, fueron policiales.

Sobre esto, el abogado descartó todo tipo de incriminación contra Blas y sus amigos, y expresó: “Acá lo que hubo es una balacera injustificada, criminal en contra de un grupo de jóvenes inocentes desarmados y que encima habían sido recientemente víctimas de un hecho delictivo que para eso tenía que estar la policía y no para matarlos por la espalda“.

Además, sostienen que el proceder jurídico y humano de la Policía fue “lamentable”. A la familia de Blas se le comunicó horas después de su muerte, cuando ya se había intervenido en la escena del crimen. Por el momento, se encuentran detenidos e imputados dos oficiales de la Policía de Córdoba.

×